Foto tomada con un ojo de pez de los europarlamentarios en Bruselas. EFE/ Olivier Hoslet/ARCHIVO

Europarlamentarios avanzan en negociaciones sobre paquete de acción climática

Life Watercool - 3 junio, 2022

Bruselas (EFE).- Los europarlamentarios ultiman los detalles del paquete legislativo de acción climática de la UE, que fija 2035 como límite para la venta de nuevos coches contaminantes -un punto donde no se espera que haya consenso-, reforma el actual mercado de emisiones de carbono y crea una tasa de CO2 para las importaciones, entre otras medidas.

El paquete de políticas ‘Fit for 55’, que se votará la semana próxima en el pleno de la Eurocámara y aún deberá pasar por el Consejo antes de su aprobación final en el trílogo, articula las políticas para lograr los objetivos climáticos de la UE: reducir las emisiones de CO2 en un 55 % para 2030 y alcanzar el cero neto para 2050.

Se trata del mayor proyecto legislativo ambiental planteado en la UE, ha subrayado en declaraciones a prensa el europarlamentario popular Peter Liese, quien ha incidido en la urgencia de ganar independencia energética respecto a los combustibles fósiles, -en especial los rusos- y descarbonizar la economía de la UE pero sin «desindustrializarla».

Por ello, esta formación no está de acuerdo en la medida planteada en el paquete legislativo de recortar las asignaciones gratuitas de derechos de emisión que reciben sectores como la aviación, ya que «de momento no existe un sistema» para hacer frente a ello y así, la política puede traducirse en destrucción de empleo, ha advertido.

Su grupo parlamentario sí aboga por extender el régimen de comercio de derechos de emisión de la UE (ETS, por sus siglas en inglés) al sector residencial y al transporte por carretera -sea de uso comercial o no-, a través de un nuevo mercado (ETS 2) con el que los edificios o vehículos de carretera deban adquirir permisos por cada tonelada de carbono que emitan.

Sin embargo, este asunto es uno de los más controvertidos en las negociaciones, han reconocido los diputados, pues con el precio del CO2 en los niveles actuales (en torno a los 80 euros la tonelada) el coste de calentar viviendas y de moverse por carretera podría «hacer la vida muy difícil para familias ya vulnerables a la pobreza energética y de movilidad», ha señalado desde Los Verdes la europarlamentaria Sara Matthieu.

Para el presidente de la comisión de medioambiente del Parlamento Europeo, Pascal Canfin (Renew), este paso sería “políticamente demasiado arriesgado”, ya que está en juego «el apoyo social que precisa la transición ecológica», ha argumentado.

FIN DE LA VENTA DE COCHES CONTAMINANTES

Con ‘Fit for 55’, Bruselas quiere poner fin a la venta de nuevos coches que emitan CO2 en 2035, fecha que se ha fijado teniendo en cuenta la meta de neutralidad climática en 2050 pero también la necesidad de un periodo «de al menos 15 años» para que la industria del motor pueda adaptarse, ha explicado Canfin.

La controversia aquí está en si ese límite se aplicará al 100 % de los vehículos comercializados a partir de 2035: desde el Partido Popular Europeo apuestan por que no se aplique a la totalidad sino al 90 %, algo que el resto de grupos parlamentarios (salvo Identidad y Democracia) rechazan pues “neutralidad climática en 2050 no significa neutralidad al 90 %”, ha sentenciado Canfin.

TASA DE CARBONO PARA LAS IMPORTACIONES

El nuevo mecanismo de ajuste de carbono en frontera (CBAM, por sus siglas en inglés) es uno de los reclamos de las empresas europeas, que temen la pérdida de competitividad respecto a los países que importan productos en la UE, como China, EEUU o Turquía, y no asumen ese coste por tonelada de CO2 que ellas sí deben pagar.

El eurodiputado socialista Mohammed Chahim, quien augura que este «mecanismo fuerte motivará a que otras regiones apliquen uno propio», considera que el CBAM supone «el primer paso hacia una tarificación internacional del carbono».

Desde Los Verdes, Matthieu insiste en la importancia de que lo recaudado una vez se aplique este mecanismo de ajuste de carbono en frontera contribuya a financiar la mitigación y adaptación al cambio climático en países menos desarrollados, y hacerse cargo así de la «responsabilidad climática» de Europa. EFE

Información aportada por EFEverde de la Agencia EFE  y publicada en el marco de su participación en  proyecto Life WaterCool de la Unión Europea

Sobre LIFE18 CCA/ES/001122 de la UE

Concepto sistémico eficiente del agua para la adaptación al cambio climático en zonas urbanas.

Cofinanciado por la UE en el marco de la iniciativa Life y coordinado por Emasesa tiene por objeto: desarrollar y probar soluciones innovadoras para hacer frente a las altas temperaturas, tanto en exteriores como en interiores, y con escorrentía temporal de agua y situaciones de sequía en un entorno urbano sujeto al cambio climático.

Socios: Alten, AgenciaEFE (@efeverde), Ayuntamiento de SevillaUniversidad de Sevilla

 

El contenido de este documento refleja únicamente las opiniones  de sus autores. La Unión Europea/EASME no se hace responsable del uso que pueda hacerse de esta información

 

 

 



A %d blogueros les gusta esto: