Alemania redujo un 6,3% las emisiones y espera mayor descenso por coronavirus

Life Watercool - 17 marzo, 2020

Berlín  (EFEverde).- Alemania logró en 2019 una reducción interanual del 6,3 % de las emisiones de CO2, cuestión que el gobierno del país atribuye a las medidas emprendidas en los últimos años contra el cambio climático, mientras espera un descenso aún mayor a consecuencia del parón derivado del coronavirus.

«Por supuesto que la reducción de la actividad económica y los efectos del coronavirus en los hábitos ciudadanos van a traducirse en un descenso mayor de las emisiones», indicó el presidente del departamento Federal de Medioambiente, Dirk Messner, al presentar su informe anual.

Este «efecto coronavirus» es, sin embargo, «todo lo contrario a algo deseable», añadió, para sostener a continuación que la lucha contra el cambio climático es algo «que debe mantenerse por encima de catástrofes como la actual».

Messner alertó además de un eventual «segundo efecto contraproducente», a medio plazo, consistente en el «abandono de la promoción de las energías renovables» por considerarse que hay «otras prioridades económicas» en medio de la alarma actual.

«La lucha contra el cambio climático es de largo recorrido. Empezamos a recoger algunos frutos, pero éstos no servirán de nada si abandonamos», insistió por su parte la ministra de Medioambiente, la socialdemócrata Svenja Schulze.

La reducción del 6,3 % registrada en 2019 respecto al año anterior no es resultado de las medidas de choque aprobadas por la gran coalición de la canciller Angela Merkel el pasado septiembre, admitió Schulze. «El margen es demasiado corto como para que se reflejase en el cómputo anual», explicó.

La reducción se ha logrado por las iniciativas «impulsadas en los últimos cinco años», sostuvo la ministra, en lo que entra la «progresiva sustitución de energías fósiles por las renovables», así como los avances conseguidos en eficiencia energética.

La propia Schulze reconoció, al inicio de su comparecencia de prensa, que ella misma se había cuestionado el sentido de convocar a los medios «en la situación actual».
Consideró, sin embargo, que debe mantenerse «muy alto» el objetivo de luchar contra el cambio climático por ser algo «de lo que depende nuestro futuro y el de las siguientes generaciones».

La gran coalición entre conservadores y socialdemócratas aprobó el pasado septiembre un plan de choque que contemplaba un volumen de inversiones de hasta 54.000 millones de euros hasta 2030 en materia de energía, transporte y construcción.

Entre las medidas de efectos inmediatos destacó la rebaja del Impuesto sobre el Valor Añadido -IVA- a los billetes de ferrocarril de media y larga distancia para impulsar ese medio de transporte frente a sus equivalentes aéreos.

El IVA a los trayectos en tren pasó así del 19 % al 7 % a principios de este año.

El gobierno de Merkel puso en marcha ese plan de choque con el objetivo de alcanzar para 2030 una reducción del 55 % de las emisiones de CO2 con respecto a los niveles de 1990, tras admitir que no lograría cumplir con la reducción del 40 % marcada para 2020. EFE
gc/jam

Foto: recurso de archivo a título meramente ilustrativo.

 

   

 


Sobre LIFE18 CCA/ES/001122 de la UE

Concepto sistémico eficiente del agua para la adaptación al cambio climático en zonas urbanas.

Cofinanciado por la UE en el marco de la iniciativa Life  y coordinado por  Emasesa tiene por objeto: desarrollar y probar soluciones innovadoras para hacer frente a las altas temperaturas, tanto en exteriores como en interiores, y con escorrentía temporal de agua y situaciones de sequía en un entorno urbano sujeto al cambio climático.

Socios: SDOS, AgenciaEFE (@efeverde),  Ayuntamiento de SevillaUniversidad de Sevilla



A %d blogueros les gusta esto: